consejos básicos para mejorar nuestro hogar

Consejos básicos para mejorar nuestro hogar

Si creemos que nuestra casa necesita mejoras, muchas veces nos llevamos las manos a la cabeza pensando en grandes obras pero no tiene por qué ser tan difícil.

Aquí os traemos una serie de consejos básicos para mejorar nuestro hogar de una forma sencilla.

Decidir el qué

Podemos hacer grandes cosas sin tener que entrar en grandes reformas; pero lo principal es centrarnos en qué creemos que está mal y qué podemos hacer para mejorarlo. En lugar de pensar globalmente en nuestra casa, vamos a ir poco a poco por los espacios que la forman.

Plantear cambios poco a poco nos supondrá menos estrés y ansiedad ante las mejoras. De este modo también nos planificaremos mejor el tiempo. Es más fácil centrarse en una sola estancia y acabarla en el tiempo necesario, que no tener mil frentes abiertos; ya que esto nos hará sentir incómodos en nuestro propio hogar.

Ante todo, información

Depende de lo que queramos hacer en una estancia, esto nos puede llevar más o menos tiempo. Lo mejor es informarnos de lo que podemos tardar en realizar nuestras mejoras. No será lo mismo pintar las paredes con sus respectivos tiempos de secado; que si queremos colocar un papel pintado sobre ella. Tenemos que estar mentalizados en que los buenos resultados pueden tomarse un poco más del tiempo que teníamos en mente.

Si estás perdido, puedes empezar por mirar ideas generales a modo de brainstorming. Así puedes llegar a un punto final, que será la idea de tu reforma.  

¿Suelo nuevo?

consejos básicos para mejorar nuestro hogar

Puede que lo único que necesite esa estancia que tienes en mente sea un suelo nuevo. Con este pequeño gran cambio de aires, puedes darle otro enfoque a tu salón, cocina, baño… parecerá otra por completo.

Cambiar el suelo es una forma rápida de revalorizar tanto un hogar como una estancia. Sobre todo si el antiguo ya está algo desgastado o se le nota el paso de los años.

Los suelos laminados, de vinilo o de madera no solo son fáciles de mantener, sino además son fáciles de instalar. En nuestro store tenemos muestrario de todos estos tipos de suelo, en pleno centro de Madrid.

¡A pintar!

Otra de las soluciones ‘rápidas’ a un problema en nuestro hogar o en alguna estancia, puede pasar por el simple recurso de la pintura. Otro color o repintar la habitación puede hacernos verla con otros ojos.

También podemos lijar y pintar de algún color llamativo o que combine algún mueble viejo o que tengamos. Así le daremos una renovación a nuestro espacio y con un bajo presupuesto.

Luz

La iluminación de una estancia es muy importante, ya que esto nos puede hacer sentir cómodos y en casa; o más bien transmitirnos sensaciones de indiferencia.

Si tenemos ventanas pequeñas y poca luz, pero queremos hacer que nuestra habitación sea más hogareña, esto se puede solucionar con unas cortinas. Si son largas y se dejan caer sobre el suelo unos centímetros, la sensación que tendremos es de que la ventana parece más grande de lo que es. Depende de la época del año, los colores de las cortinas nos pueden ayudar a generar esa atmósfera de hogar.

Otra sencilla idea es poner puntos de luz en la habitación. Con varios focos y lámparas, de alumbrado tenue, lograremos ese ambiente hogareño.

Las velas son una opción económica y que arropa mucho las estancias como dormitorios, salón… ¡incluso en el baño!

Por último, las plantas aportan mucha vida a una estancia; por lo que decorar el salón, cocina o dormitorio con plantas y unos maceteros bonitos, diferentes y originales; pueden aportar un antes y un después a una habitación.

consejos básicos para mejorar nuestro hogar